¿Buscas empleo? Descubre nuestras ofertas
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

“RECARGANDO ENERGÍAS”: CONSEJOS PARA UNA VUELTA AL TRABAJO EXITOSA TRAS LAS VACACIONES DE VERANO

Vuelta al trabajo después de las vacaciones
 El periodo post-vacacional ocupa los titulares de las noticias y páginas webs cuando se trata de la reincorporación al trabajo tras el extenso descanso y “desconexión”  del verano.    Síndrome post vacacionalEs probable que estemos acostumbrados a leer publicaciones y blogs que nos brindan consejos para conseguir retomar el trabajo y afrontar con positividad la vuelta a la “rutina” tras el periodo vacacional en los meses de calor. No obstante, estas recomendaciones suelen ir enfocadas desde el punto de vista de los empleados.  Es por esto que, desde Brandty, hemos considerado que sería de gran interés ofrecer algunas indicaciones que, desde la perspectiva de las empresas, se podrían implementar para hacer que la vuelta y adaptación después de unas vacaciones sea más amena y productiva para los trabajadores.   

Tipos de perfiles y consejos para su adaptación al trabajo 

Es interesante partir de la idea de que, en grandes rasgos, podemos encontrar dos tipos de perfiles que presentan diversas características y habilidades a la hora de afrontar el periodo post-vacacional, y que habrá que saber identificar para poder aplicar las medidas que más se adecúen a sus necesidades. 
  • El perfil “recargado” o tipo 1; podemos identificarlo como el/la empleado/a que ha recargado pilas tras las vacaciones y experimenta un aumento de la motivación al reincorporarse al puesto de trabajo.  
  • El perfil “deprimido” o tipo 2; característico de aquel empleado/a que sufre de la conocida depresión post-vacacional y, generalmente, el perfil diana a la hora de elaborar las recomendaciones para retomar la jornada laboral tras el periodo vacacional.  
De esta manera, y teniendo en cuenta estos dos perfiles, ofrecemos algunos consejos para que la adaptación y reincorporación al puesto de trabajo sea exitosa.   Vuelta al trabajo después de las vacaciones

Consejos para quienes recargan las pilas 

 Para el perfil tipo 1, sería interesante que la empresa implemente medidas que traten de aprovechar, mantener y potenciar la motivación, por ejemplo:  
  • Plantear aquellas tareas y funciones que requieran innovación, implantación de ideas, estudios, análisis, etc., de forma que se estaría aprovechando y  potenciando su capacidad de concentración y alimentando su afán de comenzar el trabajo.  
  • Para estos perfiles, la vuelta al trabajo puede resultar una oportunidad ideal para poner en marcha y desarrollar nuevas funciones, habilidades o responsabilidades. En este sentido, podría ponerse sobre la mesa un cambio de puesto, opción a promocionar, o incluso la creación de un nuevo proyecto desafiante.  

Recomendaciones para quienes sufren depresión post-vacacional 

Para los perfiles “deprimidos” las actividades deben ir orientadas a la búsqueda de aspectos que motiven y así enfoquen la concentración en el trabajo.  
  • Ofrecer charlas con los empleados/as, a nivel individual o grupal, en las que el manager ofrezca comprensión y aceptación de la dificultad de retomar el trabajo y fijar un periodo de adaptación a las labores; poner énfasis en la colaboración con el resto del equipo/departamento.  
  • Tras el extenso periodo de descanso y diversión, es muy probable que existan dificultades para retomar la concentración, por lo que se recomienda iniciar el trabajo con tareas más mecánicas o repetitivas, para después, de forma gradual, ir incorporando funciones que requieran de mayor esfuerzo mental.   
 

Consejos para todo el equipo y retomar el trabajo después de vacaciones con éxito 

Sin duda, los empleados son la parte fundamental de cualquier empresa. Y trabajar en equipo es esencial para conseguir una mayor productividad laboral. Tras las vacaciones y el descanso de verano, es clave potenciar el trabajo grupal. Por ello, hablamos de algunas cuestiones prácticas para llevar a cabo entre todos: 
  • Establecer objetivos claros y alcanzables ayuda a reducir los niveles de estrés que ocasiona la incertidumbre de volver al trabajo. Ordenar y clasificar las tareas ayudará a bajar estos niveles. 
  • Buscar aquellos proyectos que puedan ilusionar según el perfil del empleado y aprovechar este momento para reilusionarse. 
  • Comunicar novedades y planificar aquellas actividades y eventos de la empresa que puedan ser interesantes para los empleados. Es un buen momento para hacer partícipes de las novedades, y así conseguiremos mayor compromiso e implicación. 
  • Para una adaptación con más éxito, ver la posibilidad de aumentar el teletrabajo durante las primeras semanas. 
  • Desconectar en los descansos: poder salir a la calle (para sentirse menos presionados), en caso de haber nevera, proporcionar alguna bebida fresca (zumos naturales, zumos sin azúcar, bebidas energéticas…), si existe sala de descanso o comedor, poner música suave inspiradora (tipo Enya), y considerar la posibilidad de habilitar alguna zona para descargar físicamente (poder hacer ejercicio hace que el cerebro se concentre con más facilidad). 
  • Cada dos horas sería conveniente relajar la vista, estirar un poco la espalda y el cuello y tomar conciencia de la postura, intentando mantener la espalda recta y una postura correcta con el teclado para aquellos puestos con carga administrativa. Asimismo, levantarse para dar un paseo, estirar las piernas y beber agua para estar hidratados y conseguir más concentración. 

Beneficios de trabajar en grupo a la vuelta de las vacaciones 

  • Aumento del compromiso: la vuelta al trabajo tras un periodo vacacional, puede ser un momento de estrés para unos perfiles y para otros perfiles es un momento de fuerza y crecimiento. Si somos capaces de dar a ambos tipos aquello que necesitan para esta adaptación, conseguiremos aumentar el  orgullo de pertenencia, lo que nos lleva a minimizar el sentimiento de querer abandonar la organización y así mejoraremos la fidelización del talento.  
  • Mejora el rendimiento: una plantilla motivada y con energía tiene más concentración, es más ágil y se traduce en un aumento de la productividad, y por tanto, en una empresa más competitiva. 
  • Mayor motivación y reducción de conflictos: cuando los empleados están motivados y satisfechos con la empresa, están focalizados en crear y construir, dejan a un lado las quejas, huyen de los conflictos y mejora la relación con el resto del equipo. 
 Conocer las fortalezas y debilidades de tus empleados es fundamental apra aprovechar cada situación. Sobre todo, después de las vacaciones, es un periodo de “renovación” y nuevas metas para muchísimas personas. Por ello, es el momento de motivar y potenciar a tus trabajadores para que den lo mejor de sí.  ¡Estos consejos son muy útiles para contar con empleados motivados y comprometidos hasta después de las vacaciones! Marina Neyra y Miriam Salas Consultoras en Brandty   
Entradas recientes
Categorías
“RECARGANDO ENERGÍAS”: CONSEJOS PARA UNA VUELTA AL TRABAJO EXITOSA TRAS LAS VACACIONES DE VERANO
Ir al contenido