¿Buscas empleo? Descubre nuestras ofertas

5 ERRORES MORTALES DE TU SIGUIENTE VIDEOENTREVISTA (Y CÓMO EVITARLOS)

entrevista-virtual

La reunión está lista

Ángela despertó con malestar en la garganta. La noche anterior había llovido y hacía frío. Elche amaneció nublado el lunes. Por precaución, se aplicó una prueba de antígenos que dio negativo, avisó al trabajo y se quedó en casa: nunca se sabe. Por eso, me sorprendió que a las 09:30 horas estuviera presente en la Brandty-scrum que hacemos los lunes, eso sí, por videollamada. Con Ángela en la pantalla, entonces, tuvimos la reunión y todo bien, pero… ¿te imaginas si su cuarto estuviera patas para arriba? ¿O si su perro estuviese ladrando cada dos por tres? La nueva normalidad nos reclama que, además de hacer un currículum bonito que destaque, debemos preparar nuestra presentación virtual (y no estoy hablando de LinkedIn, aunque también podríamos dedicarle un post si te interesa).

Qué dicen los expertos

Desde la consultora Michael Page señalan que los procesos de selección han migrado al espacio virtual para agilizar y optimizar los procesos de reclutamiento, además de acotar la necesidad del traslado para candidatos y candidatas. La misma consultora revela que realiza casi la mitad de sus primeras entrevistas para posiciones IT de forma virtual.

Para abordar exitosamente tus entrevistas, en Fundación Adecco sugieren que participes con buena actitud, cuidando la comunicación no verbal y destacando tus cualidades y habilidades personales.

Por su parte, en la consultora Brandty, casi todos los procesos de selección actualmente consideran una videoentrevista. Por eso, como Técnico de Selección de Brandty, quiero compartir contigo cinco errores que deberías evitar para garantizar el éxito en tu proceso de selección, así que hagamos un breve recorrido por la Divina Comedia de las videoentrevistas.

A ver si te salvas…

1) Asumir que tus dispositivos electrónicos funcionan

Todos estamos de acuerdo en esto: si tu PC no funciona, la tablet está descargada y no puedes acceder al correo desde tu móvil (a mí me pasa), ya puedes prender velitas. Comprueba tus aparatos electrónicos antes del momento de la verdad.

2) Ser impuntual

Yo no tiraré la primera piedra, vivo al límite de perder el tren por las mañanas. Pero si te digo 10:30 horas y me conecto a las 10:37 queda mal, ¿no? Lo mismo contigo. Si ves que no llegas a tiempo, ¡avisa en cuanto puedas!

3) Improvisar la ubicación

Abres el enlace, entras a la llamada y te das cuenta de que, en la tranquilidad de tu habitación, puede verse claramente colgado en la puerta tu flamante nuevo poster de Spider-Man. No, eso no un problema, pero la montaña de ropa que tienes sobre la silla junto a tu cama (todos tenemos esa silla) te delata. Por suerte, algunas plataformas permiten difuminar el fondo o incluso enviarte a la luna o al fondo marino durante la llamada.

4) Mala iluminación

Una pobre iluminación puede ser nefasta para tu entrevista porque yo quiero ponerte cara, y si estás a oscuras… no funciona. Los kits de influencer con luces LED te harían ver muy profesional, pero basta con que te dé un poco el sol o tener una lámpara agradable cerca. Evita la mascarilla cuando sea seguro.

5) Interrumpir la entrevista por distracciones predecibles

Justo en la videoentrevista, te suena el teléfono. No parece urgente, pero tuviste que apagar el móvil, pedir disculpas y ya perdiste el hilo. Y tan bien que ibas. La próxima vez, el móvil en silencio y ¡no olvides avisar si estás con alguien más en casa! No vaya a ser que… ¡madre mía!

¿Y bien? ¿Qué errores has cometido antes?

distracciones-entrevista-virtual

El futuro es de no parar

Las videoentrevistas han llegado para quedarse, y este híbrido analógico-digital se irá sofisticando con el tiempo. Nuevas tecnologías, nuevos softwares de trabajo virtual, nuevas metodologías de trabajo… Es probable que, muy pronto, veamos las primeras entrevistas virtuales en el metaverso: creamos un avatar virtual en un entorno virtual para nuestro ¿trabajo virtual? Estoy ansioso por verlo.

El mensaje es el mismo que me decía mi tía Ercilia cuando los portátiles eran una curiosidad: no hay una segunda oportunidad para una primera impresión. O como diría yo, más a tono con el tema: imagen virtual, beneficio real. Convenientemente, Ángela difuminó su fondo y si tiene perro, no me enteré.

Y tú, ¿tienes historias de alguna videollamada? Espera, voy a por palomitas.

www.brandty.es

Sebastián Contreras

Técnico de Selección en Brandty

Entradas recientes
Categorías